LATASIA

CONCINA FUSIÓN CON IMBATIBLE RELACIÓN PRECIO-PLACER

Paseo de la Castellana 115 Telf: 915559333 Web: http://www.latasia.es/
CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Ha sido una de las más agradables sorpresas de los últimos meses, cuando en mi curriculum ya predominaban, últimamente, las malas experiencias, frente a las buenas.

Latasia se encuentra en un lateral de la Castellana, a la altura de Cuzco. Esta es una zona totalmente alejada del circuito gastronómico lo cual, sin duda, le perjudica, y este ha sido uno de los motivos por lo que yo he tardado tanto en visitarlo.

El local tampoco tiene nada especial. Ahora que estamos acostumbrados a que todos los restaurantes se dejen una pasta en decoración para hacer el local más chulo posible, Latasia no aporta nada, pudiendo resultar incluso un poco frío.

El servicio tampoco destaca por su gracia, se limitan simplemente a hacer su trabajo. Y es que no podemos mal acostumbrarnos a la diversión de Nakeima.

Estos tres factores, en cambio, se ven ampliamente superados por la calidad de la comida que aquí sirven, y por su excelente precio, haciendo que la relación precio-placer sea imbatible.

La cocina fusiona España-Asia-Latinoamérica, y la fórmula funciona muy bien.

Para disfrutar bien de Latasia, lo ideal es ser 3-4 personas. En principio, no hay medias raciones, aunque pregunta por ellas pues algunos platos sí tienen esa opción aunque no conste en la carta.

Y es que cada vez es más difícil ir con tu novia y disfrutar de un restaurante probando muchos platos ya que, incluso las medias raciones, son a veces tan grandes que con 3-4 platos ya te llenas.

Por eso, como éramos cuatro, pudimos probar 7 platos.

Me gustó mucho la Ensaladilla con camarones fritos (10,50€), el Bao de anticucho de pollo (12€/2 baos), Aguachile de gamba (14,50€) y el Pez mantequilla al horno (16,40€) y la Panceta glaseada (11,80€).

Más normalito me pareció el Curry de carrillera de vaca (17,80€).

Como la carta es amplia y varía varias veces al año, tengo ganas de volver y probar la Raya, el Lagarto y, sinceramente, el total de la misma.

Muy rico el postre de Pie de limón y mango.

Carta con vinos bastante desconocidos, por lo menos para mí, por lo que mejor ir a lo seguro con un Rioja clásico.

Entre 4, con dos de vino, salimos a 36€ por barba. En un momento donde lo normal ya es pagar 50€ como mínimo en la mayoría de restaurantes de Madrid, es maravilloso disfrutar de este nivel de cocina y pagar menos de 40€.

Absolutamente recomendable pero ¡reserva al menos con 2 semanas de antelación!.

Yo pagué: 36€ | Precio medio: 30€

Fecha de la visita: FEBRERO 2017