EL INTI DE ORO

PERUANO CUTRE PERO DE CALIDAD CORRECTA

CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

EL INTI DE ORO. Portada EL INTI DE ORO. 1 EL INTI DE ORO. 2 EL INTI DE ORO. 3 EL INTI DE ORO. 4 EL INTI DE ORO. 5 EL INTI DE ORO. 6

Al Inti de Oro ya he ido varias veces, siempre con ofertas del Tenedor o de 11870.

El sitio es cutre (de hecho, una vez, en medio de la cena, el camarero se puso a pasar la escoba por debajo de los muebles de la entrada….increíble).

Está al menos decorado con toques peruanos y los camareros van vestidos con trajes regionales y suena una música peruana por lo que es un ambiente mucho más peruano que el que te puedes encontrar en Astrid que de decoración peruana no tiene nada.

Lo más curioso de esta última visita es que ayer de repente apareció un tío tocando la guitarra y cantando. Lo normal es pensar que va a pedir dinero pero no, es alguien contratado por el propio restaurante.

Tras cantar varias canciones en medio del restaurante, empezó a ir mesa por mesa hablando con los clientes y….cantando una canción especial para esa mesa!!! Yo quería huir de ahí!!

Inevitablemente vino a nuestra mesa, y tras preguntarnos que qué canción queríamos que nos cantara, yo estuve a punto de decirle que Gnam Style pero al final le dije que la que él quisiera así que se nos puso a cantar mientras a mí me estaba entrando un ataque de risa que lo único podía hacer era mirar el plato para no reírme.

No era por reírme de él, ni mucho menos, sino de la situación.

Finalmente, un cliente peruano que estaba cenando, le pidió la guitarra y se puso a cantar una canción a su novia. Surrealista.

Volviendo a la comida.

De beber siempre tomamos varios Pisco Sour. Aqui cuestan 4,5 Euros frente a los 12 de Astrid aunque ahí los vasos son mucho más grandes, casi el doble.

De comer hemos probado el clásico ceviche de Corvina. Muy rico y de cantidad abundante.

El ceviche de tres mariscos (pulpo, langostino y mejillón) que recomiendan está bien pero no es el sabor clásico como el de corvina.

Rocoto relleno. Este plato es un pimiento peruano relleno de carne picada, acompañado de patata asada y todo gratinado con queso. Plato sencillo pero delicioso.

Ají de gallina, uno de mis platos preferidos, y aquí está bueno.

Anticuchos (brochetas de corazón de ternera). Correcto.

Chupe de langostinos. Una sopa/puré que le falta sabor.

Papitas rellenas. Un clásico que lo he probado mucho mejor que aquí.

Nunca pedimos postre pues no merece la pena y lo único que hace es engordar.

Con el descuento del 30% de ayer, entre dos, y con 7 piscos (que hijo puta el Pisco, entra solo pero luego te pega un subidón importante, lo que le hace un cocktail muy recomendable para emborrachar disimuladamente a tu ligue), salimos a 50 en total.

 

Yo pagué: 25€ | Precio medio: 20€

Fecha de la visita: 2013