FOX

DE LO MÁS DE MODA PARA 35-45. COMIDA SIN MÁS

Calle Fernández de la Hoz, nº 66 (José Abascal) Tlf: 91 399 02 53 Web: http://www.restaurantefox.com/
CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Abrió en 2014 con la idea de comerse un trozo del pastel de los sitios más de moda de Madrid y por tanto dispuesto a competir con Marieta, Otto, Quintín, Ten con Ten, etc.

Es esa una batalla bastante jodida y muy arriesgada ya que tras una inversión importante –cualquier sitio de moda debe invertir una pasta en local y decoración- puede llevar al cierre si no triunfa como les ha ocurrido a muchos y parece que le va a pasar a Otto.

Eso sí, si la jugada te sale bien, lo petas como le ocurre a Marieta o a Ten con Ten.

Tras varios meses desde la apertura, parece que Fox está luchando bastante bien ya que este 2015 se ha asentado como uno de los restaurantes de moda más solicitados en la capital.

Eventos como que en febrero los jugadores del Real Madrid celebraran ahí una cena y saliera la noticia en todos los medios son jugadas de marketing perfectas.

Si comparamos el ambiente de los sitios que más lo petan: Marieta, Ten con Ten y Fox, observamos lo siguiente:

Marieta. Edad entre 25-35. Muy pijo. Tías buenas y también tíos buenos como los cachorros de la jet que lo llevan, con Fernando Nicolás a la cabeza, todo un fucker.

Ten con Ten. Edad entre 45-65. Gente con dinero, mucho viejales en busca de maduras y maduras en busca del dinero de los viejales. Suele haber escorts (mujeres de compañía, por si lo lee alguien de Burgos). La facturación en botellas de vino y champú debe ser descomunal.

Fox. Edad entre 35-45. Mezcla de pijería con sobre todo Hombres Mujeres y Viceversa. En mi visita estaba por ahí la Yola Berrocal.

En Fox hay turnos y, como lo están petando, le sacan el máximo provecho. A las 21:00, en el cual literalmente te largan a las 23:00, y las 23:00. Cierra a las 02:30.

Para fin de semana reserva con un par de semanas de antelación.

A la entrada de Fox, por Fernández de la Hoz llegando a Abascal, lo primero que te encontrarás es una tía buena en la mini recepción. Ojo al nivel de las tías que hacen funciones de jefas de sala y se pasean por el restaurante. Debe ser un poco triste pensar que solo te contratan por estar buena pero lo que está claro es que tenerlas ahí viste mucho.

En la misma entrada tenemos una barra, sofás y mesas altas. Es la zona para esperar a ser sentados o solo tomar algo. A continuación hay 5 mesas en una zona decorada en blanco y que cambia de color con las luces. Pese a parecer las peores por no estar en el meollo, son cojonudas si quieres cotillear a todo el que entre en Fox.

Y ya al fondo los salones más chulos. Ahí está la zona “disco” con su barra.

A partir de las 00:00 suben la música en todo el local. Para un viernes noche, me encanta ese plan de cena con musicón y copas.

La carta es bastante amplia y mezcla sushi con platos más tradicionales: http://www.restaurantefox.com/saborea

La calidad es lo que se espera de un sitio así: muy normalita tirando a floja. Nadie va a un sitio de moda esperando probar platos deliciosos.

Como punto positivo es que no es especialmente cara y es que, por muy de moda que esté, mucha gente hoy en día no deja de estar pelada y además muchas chicas que allí van no se gastan más de 30€ en una cena si luego van a salir.

En la última visita, entre 3, probamos:

Temaki de foie y temaki de langostino en tempura con mahonesa japonesa picante (7€). En vez de alga lo envuelve la tortita de una fajita. Bien.

Nigiri de pez mantequilla con trufa (6€ / 2 piezas). Otra imitación de la famosa creación de Kabuki del que queda lejos. Muy flojos, igual que el Nigiri de atún rojo (5,5€ / 2 piezas). Típicos que hay que bañar en soja.

Uramaki de anguila (12€ / 8 piezas) y Futomaki de langostino crujiente (12€ / 8 piezas). Sin más. Podía llevar anguila como merluza.

De cocina española, la misma línea “sin más”: Croquetas de carabineros (11€), Setas de temporada (12€), Chipirones (12€) muy flojos.

De postres, estaban bien la tarta de queso y la de oreo y más flojo el brownie (todos a 6€).

Carta de vinos suficiente para el público que visita estos sitios y a precios no muy elevados.

Copas a 9€ y cocktails a 10€.

Por 30€ sin vino se puede cenar pero lo normal será pagar entre 40 y 50€.

Por local se llevaría 9 Lunas, por ambiente un 5, por comida un 5, por músicon y concepto, un 8. Media: 6,5 Lunas.

Yo pagué: 70€ | Precio medio: 45€

Fecha de la visita: Marzo 2015